PASTORAL SOCIAL

PASTORAL SOCIAL

MOVILIDAD HUMANA

 

La declaratoria de los Obispos de Colombia y Ecuador, en el Encuentro de Frontera, Esmeraldas 22 de noviembre del 2011. Nos dice “Como Iglesia queremos tender la mano a estos hombres y mujeres que sufren en tierra extraña; queremos ser signo de la presencia de Dios Padre y buscar con todos los hombres y mujeres de buena voluntad la justicia, la confianza y la paz”, por ello, la Pastoral de Movilidad Humana parte del hecho social permanente que suele venir acompañado con la vulneración de los derechos de las personas. De esta manera, esta dependencia pastoral está orientada a dedicar sus esfuerzos para trabajar con los grupos que se encuentran en esta situación, priorizando a las personas afectadas por la migración y el refugio o necesitados de protección internacional.

Para dar respuesta a este objetivo, la Pastoral de Movilidad Humana busca promover y contribuir a la construcción de una sociedad más inclusiva, hospitalaria, solidaria y tolerante hacia las personas en situación de movilidad y las diversidades culturales.

El trabajo de la Pastoral de Movilidad Humana se desarrolla en los siguientes lugares, jurisdicciones: Ibarra, Tulcán, Lago Agrio y Coca, Actualmente están vinculados al proyecto el Dr. Orlando Martínez y la Psicóloga Tania Irua.